Chistes de Locos

Te lo repito por doceava vez: ¡ODIO QUE ME CORRIJAS!

Se dice duodécima o decimosegunda.

¿De qué trabajas?

Amaestro perros y finjo accidentes para cobrar del seguro.

¿Y qué nombre tiene eso?

ADIESTRO Y SINIESTRO.

Me gustan muchísimo los Mapaches, tío.

¿Tanto?

Sí, Mapachionan.

Pensé que tenías muy mal genio, eras egocéntrico y anti-social.

Sí, lo soy. Pero tienes suerte, me has caído bien.

Mamá, si algún día llego a depender de una máquina, te doy permiso para desconectarme.

Vale, si eso es lo que quieres...

¿Pero qué haces loca? ¡¡¡¡EL MÓDEM NO!!!

¿Y tú, qué deporte practicas?

Calla, que hoy me he caído desde el caballo a un cactus.

¿Hípica?

¡¡¡Ostias, si pica!!!

¿Y tú a qué te dedicas?

A respirar. No me da mucho pero por lo menos sigo vivo.

¿Es aquí el club de los tiquismiquis?

No, no, no, club de tiquismiquis no, ¡¡ASOCIACIÓN!!

Descríbame su vida sexual.

Pero si eso ya lo hicimos en la sesión anterior, doctor.

Ya, pero me reí tanto que quería tenerlo grabado.

Vengo en son de paz.

¿Y el hacha?

Por si os ponéis tontos...

Páginas

Páginas